miércoles, 14 de abril de 2010

JoTa_

Tengo que contar varias cositas que me han pasado estos días:

Lo primero una situación en la tienda donde trabajo que solo suceden en las películas XXX. Resulta que un hombre con traje se va a probar un pantalón, hasta ahí todo normal, lo que resulta sospechoso fue cuando me pide consejo y el tío estaba todo empalmado, y yo en plan, ¿hola?. Y el hombre: ¿me queda bien?. Y yo ya todo nervioso, porque realmente me estaba poniendo cachondo, jeje. Al final resulta que se probó varios pantalones y se los quitaba delante de mía, casi enseñándome toda la colita, jeje. La pena que con los nervios no le di el número o algo porque el tío sí que me ponía, jeje. Estuve toda la tarde ya con el calentón en la tienda.
¿Volverá a aparecer el tío ese por la tienda? Y si viene…¿Qué hago?, muchas veces por culpa de la timidez no se viven nuevas experiencias…pufff, imagínate en el probador ahí dándolo todo.


La segunda cosa me pasó ayer, salí del trabajo a las 16h, como todos los martes, y me paró la televisión para hacerme unas preguntas para el programa de CitaxCita, un nuevo programa que lo echarán los jueves por la noche en A3, y me estuvieron preguntando sobre mi primera vez, como sería mi despedida de soltero, un piropo, mi música favorita…pero lo más gracioso que también me hicieron bailar, y le bailé en plan friky total, jeje. Fijo que me pondrán como un puto friky porque lo hice mal aposta el baile…jejej los tíos descojonados, mientras no salga en “Sé lo que hiciste” vamos bien.

El domingo pasado hablando sobre flechazos con una amiga, bajamos al metro, y zas! Flechazo que te crió, resulta que el otro chico estaba en el otro andén mirándome todo el rato, y yo hablando con mi amiga y mirándole cada 2 segundos, él iba con un amigo y su amigo le decía, tío dile algo que te está mirando, y nada…al final no pasó nada porque le dio vergüenza, él se lo perdió, jeje.

En la tienda me enamoro al día unas 3-5 veces, es que entra cada uno…que telita. Este fin de semana a darlo todo a Shangai el viernes y Ohm el sábado.

Un saludete pa mi culete y disfrutad de la semanita putitas, xD

martes, 23 de marzo de 2010

Alonso

¿Porqué la vida muchas veces es injusta?

Te deseo todo lo mejor y que los resultados sean positivos, o no del todo negativos…

Te Quiero Primito…


domingo, 21 de marzo de 2010

R

Pienso…y si pienso sé que soy feliz, que estoy viviendo un momento de felicidad plena, en todos los ámbitos. El curro muy bien, mis amigos son geniales y el amor no tengo nada estable pero estoy seguro de que la última persona que he conocido vale la pena y me arriesgaría a decir que me apetece conocerle y apostar por él.

Necesito una persona cariñosa, que me de mimos, que esté ahí para todo, que me quiera por lo que soy y no por lo que él quiere que sea, esa persona puedes ser tú, R. (ni que fuera el Tomate con iniciales, jeje). Me has demostrado en un día lo que muchos en mucho tiempo.

Tus labios tan carnosos me recorrieron la piel, me estremecí hasta el orgasmo y me diste lo que ningún tío me había dado hasta ahora, cariño real. Al abrir hoy el correo y ver que tenía un email tuyo, supo que tenía razón y que valías la pena. Esta vez arriesgaré.

Esta canción va por ti.


domingo, 14 de febrero de 2010

Vamos a contar mentiras Tralará...


Pasando…, sólo me sale esa palabra cuando te das cuenta que a tu alrededor hay gente insignificante y que va contando mentiras y pijadas a tus amigos.

Hija mía…si estás amargada no lo pagues conmigo ni con otras personas, mírate y te darás cuenta de que das pena.

¿Interesado? Sí, y mucho. ¿Contigo?...ya quisieras guapa. Con lo feliz que soy yo con mi vida y mis “amigos” reales, no me hace falta más, y menos una persona tan cutre y rastrera como tú.

Sí lees esto espero que te des cuenta, y sino me da igual…, y no te creas que por escribir esto de ti, te creas que me voy a rallar por las pijadas que puedas contar, simplemente me das pena y me entristece que haya gente como tú por el mundo, tan sola y tan triste como para hablar e intentar comer la cabeza de otros.

Cobarde sería la palabra, luego bien que saludas, bien que hablas. Se nota que el teatro se te da bien, pero lo malo es que actúas fatal y eres pésima. Con ese papel que vendes no creo que te renueven para otra entrega, lo siento.

No pienso gastar más tiempo de mi vida en una persona tan insulsa, espero que la vida te devuelva lo que estás sembrando “guapa”.

Hoy voy a poner una canción que siempre la ponen en la tienda y me encanta...

martes, 9 de febrero de 2010

Naturalmente...


Dudas, temores, sueños encontrados que me hacen saltar de la cama, locuras que vuelan por mi mente, pero algo claro, un objetivo.

Salgo, me distraigo, río, lloro…pero siempre la sin razón por mi mente viajando.

Te llamo, me llamas, descuelgo…pero algo siempre al final de cada frase, mi rencor.

¿Qué si tengo inquietudes? Ya sí, antes podría vivir sin pensar en el mañana, pero hoy por hoy sólo existe el mañana. Un mañana que cada vez más me obsesiona y hace que mi otra vida se quede aparcada en aquella plaza llena de tíos alucinantes esperando.

Naturalmente, así soy yo. Variable como el viento, nada seguro, nada inquieto, nada de nada. Blanco o Negro, odio la gama de grises, o me quieres o no me quieres.

Feliz por muchos sentidos, ansioso por otros esperando una mirada excitante; no hay prisa, tengo el tiempo controlado, lo tengo todo “calculado”.

Llámame esta noche, llámame si realmente te apetece.

Tribunal, Bilbao, Alonso... ¿Qué prefieres?, di la verdad, yo puedo ceder hasta cierto punto, lo que no admito es la “no” personalidad; (me da igual, lo que tu quieras…) así vamos mal.

Naturalmente, así soy yo. Cambiante sin razón, cambiante escuchando siempre a mi corazón. La razón la dejo aparcada en la plaza donde esperan esos chicos musculosos sin neuronas.

Simplemente, concentrado en mis objetivos.

martes, 19 de enero de 2010

Lucky.

Hoy has venido a la tienda, tiemblas al andar, realmente no sé muy bien porqué pero me dejas sin habla, vienes a por una 28 pero te llevas la 29 debido a tus ganas de engordar, un espíritu que tras hablar un minuto ya entiendo, se me nublan los ojos e intento estar recto, pagas el pantalón y me dedicas una conversación sincera y abierta.

Tienes ganas de vivir, te lo noto, ganas de exprimir hasta el último aliento en esta vida. Mi humilde consejo es vivir cada momento y que seas tu mismo y disfrutar de la gente que te quiere; me contestas que desde pequeño has aprovechado el momento. Ahora te digo, no está todo perdido, lucha y verás como te quedarás con una plaza en esta vida, no te conozco pero hoy ha merecido la pena trabajar sólo por haberte conocido y haberme dedicado unos minutos.

Te digo muchas gracias por venir y comprar un pantalón y me dices que gracias de qué…pues sí gracias por haber venido y por tener la energía que tienes. Espero que vuelvas recuperado a la tienda y me digas que has vencido al cáncer. Admiro gente como tú. Suerte en la batalla.